La Unión aplaude el compromiso de acción de los líderes del mundo contra la tuberculosis zoonótica

El 3 de octubre de 2018, la Asamblea General de las Naciones Unidas (ONU) aprobó formalmente la Declaración política sobre la lucha contra la tuberculosis, un documento de referencia negociado por los estados miembros de la ONU para la Reunión de Alto Nivel de la Asamblea General de la ONU sobre la lucha para acabar con la tuberculosis (TB), realizada el 26 de septiembre de 2018.

La Reunión de Alto Nivel fue la primera vez en la historia en que la Asamblea General de la ONU convocó a los jefes de estado y gobierno para discutir soluciones para la epidemia global de TB, actualmente la enfermedad infecciosa asesina más grande del mundo. La declaración política sobre TB avalada como resultado de la Reunión de Alto Nivel establece el primer marco global para la acción contra la TB que tomarán los líderes en los niveles más altos del gobierno de todo el mundo.

La declaración política se enfocó en la TB humana causada por Mycobacterium tuberculosis. Sin embargo, como parte de los planes globales para controlar y erradicar la TB mundialmente, también reconoce la necesidad de combatir la TB bovina y la TB zoonótica, una forma de TB que es causada principalmente por Mycobacterium bovis.

La Unión aplaude la inclusión de la TB bovina y zoonótica dentro de la declaración política de la ONU. Instamos a los líderes nacionales de la salud a implementar las recomendaciones de la Hoja de ruta para la tuberculosis zoonótica, avalada por La Unión y la tripartita de la Organización Mundial de la Salud (OMS), la Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE, por sus siglas en inglés) y la Organización para la Alimentación y la Agricultura (FAO, por sus siglas en inglés). Estas recomendaciones se basan en el enfoque One Health, que trata la TB de forma sistemática e integral tanto en humanos como en animales.

Abordar la TB zoonótica y bovina sigue siendo una parte fundamental, aunque olvidada, de la respuesta global a la TB. Las comunidades que viven y trabajan junto al ganado, y las que consumen productos alimenticios no tratados tales como carnes, leche, y quesos contaminados con M. bovis derivado de animales que están enfermos con TB, son vulnerables a la infección de esta especie específica de micobacteria que causa TB, que es diferente a la especie de bacteria responsable de causar la mayor parte de la tuberculosis en humanos, Mycobacterium tuberculosis. Los síntomas de la TB causada por M. bovis—denominada "TB bovina" cuando se presenta en animales y "TB zoonótica" cuando se presenta en humanos—puede diferir de la forma más común de TB. M. bovis en humanos también requiere un enfoque de tratamiento antimicrobiano diferente, ya que el organismo es naturalmente resistente a la droga pirazinamida—una medicación que se usa como parte del régimen de tratamiento estándar para la TB.

De acuerdo con el Informe global sobre tuberculosis de 2018 de la Organización Mundial de la Salud, aproximadamente 142,000 personas desarrollaron TB zoonótica y 12,500 murieron por ello en 2017, principalmente en países de África y Sudeste Asiático, aunque todas las regiones están afectadas.

La declaración realizada por los Ministros de Salud del G20, en su reunión reciente en Mar del Plata, Argentina, reconocieron el enfoque One Health como algo fundamental para abordar la amenaza de enfermedades zoonóticas y acelerar la seguridad de salud global.

La implementación exitosa de las estrategias y los planes indicados en la declaración de la Reunión de Alto Nivel de la ONU y la Hoja de ruta para la tuberculosis zoonótica requerirá un amplio compromiso de veterinarios, funcionarios de la salud pública, expertos en fauna, investigadores, como también el público general para generar conciencia sobre la amenaza de la TB bovina y zoonótica, y para llevar a cabo acciones multisectoriales coordinadas para acabar con esta enfermedad.

Trabajando con nuestros socios que tratan la TB bovina y zoonótica, La Unión insta a los jefes de estado y gobierno para que actúen de forma urgente para cumplir con los compromisos establecidos en la declaración política sobre TB y se mantiene preparada para colaborar en dichos esfuerzos. 

Reconocimiento de la TB zoonótica y bovina en la Declaración política de la ONU sobre la lucha contra la tuberculosis: 

Párrafo 5. Reconoce otros compromisos recientes de alto nivel y llama a la acción contra la tuberculosis, incluido contra su forma zoonótica y multirresistente, asumidos por reuniones y órganos globales, regionales, y subregionales, incluyendo la Cumbre para acabar con la TB de Delhi realizada del 12 al 17 de maro de 2018;

Párrafo 17. Reconoce el impacto económico y social enorme y generalmente catastrófico y la carga de la tuberculosis para las personas afectadas por la enfermedad, sus hogares, y las comunidades afectadas, y que el riesgo e impacto de la tuberculosis puede variar según las circunstancias demográficas, sociales, económicas y ambientales, y, a fin de posibilitar la eliminación de la tuberculosis, priorizar, según corresponda, especialmente mediante la participación de las comunidades y la sociedad civil y de forma no discriminatoria, a los grupos de alto riesgo como también a otras personas que son vulnerables o están en situaciones vulnerables, tales como mujeres y niños, personas indígenas, trabajadores de la atención médica, inmigrantes, refugiados, personas desterradas internamente, personas que viven en situaciones de emergencias complejas, prisioneros, personas que viven con VIH y SIDA, personas que usan drogas especialmente las que se inyectan drogas, mineros y otros expuestos al sílice, pobres urbanos y rurales, poblaciones desatendidas, personas malnutridas, individuos que enfrentan inseguridad alimentaria, minorías étnicas, personas y comunidades en riesgo de exposición a la tuberculosis bovina, personas que viven con diabetes, personas con discapacidades mentales y físicas, personas con trastornos por uso de alcohol, y personas que usan tabaco, reconociendo la mayor prevalencia de la tuberculosis entre los hombres;   

Reconocimiento de la enfermedad zoonótica en la Declaración avalada por los Ministros de Salud del G20, Mar del Plata, Argentina, 4 de octubre de 2018:

Párrafo 40: Además del liderazgo de la OMS, el G20 reconoce los aportes fundamentales de FAO y OIE, incluyendo la cooperación tripartita de las tres organizaciones para tratar las amenazas de las enfermedades zoonóticas y mejorar las capacidades del sector de la salud animal e implementar One Health, enfoques multisectoriales para acelerar la seguridad de la salud.

Noticias