El financiamiento global para la investigación de la TB alcanza el nivel más alto registrado, pero aún está $1 mil millones de dólares por debajo de los objetivos de la ONU

El informe publicado esta semana por Treatment Action Group (TAG), 'Tendencias de financiación de la investigación en tuberculosis 2005-2018', proporciona nuevos datos sobre la financiación de la tuberculosis (TB) y analiza las tendencias de financiación desde 2005. En 2018, los niveles de financiación para la investigación y el desarrollo (I+D) de la tuberculosis alcanzó un récord de $906 millones de dólares continuando una tendencia de tres años de aumento constante de la inversión. Sin embargo, el total sigue siendo menos de la mitad de lo que se necesita anualmente para lograr los objetivos de I+D de la TB acordados en la declaración política firmada por los líderes mundiales en la reunión de alto nivel de las Naciones Unidas (United Nations High Level Meeting, UN HLM) sobre la TB en 2018. 

La Dra. Grania Brigden, directora del Departamento de TB de La Unión, dijo: “Es alentador ver que aumenta la inversión en I+D de la TB, pero seguimos estando muy por debajo de lo que se necesita. En la UN HLM sobre la TB en 2018, los líderes mundiales firmaron una declaración política comprometiéndose a invertir $2 mil millones de dólares anualmente, y aún no vemos una acción adecuada para esa promesa.

“De hecho, el mismo pequeño grupo de financiadores continúa asumiendo la carga de financiar la I+D de la TB. Esta es una enfermedad que ningún país del mundo ha logrado eliminar, y los países del mundo deben asumir la responsabilidad de esta epidemia compartida. Estos objetivos de financiación se pueden cumplir si todos los gobiernos contribuyen con su parte. Esto significa dirigir el 0,1 por ciento de la I+D general a la I+D de la TB, aunque solo unos pocos países lo hacen actualmente. 

“El informe muestra una mayor financiación de algunos de los países de alta carga, con el Consejo Indio de Investigación Médica entre los diez principales financiadores de I+D de la TB. Agradecemos esa noticia y esperamos que la red de I+D de BRICS continúe trabajando para aumentar la inversión y la coordinación de estos países. 

“Involucrar a la comunidad de la TB en la I+D es clave para garantizar que los productos desarrollados reflejen adecuadamente las necesidades de la comunidad, así como para garantizar que el acceso y la accesibilidad necesarios se tengan en cuenta desde el principio del proceso. 

“Al hacer que los productos del proceso de la I+D, incluidos los datos, la propiedad intelectual y los compuestos, sean accesibles, podemos garantizar que la investigación de la TB se realice a través de un proceso eficiente y colaborativo para impulsar aún más el progreso. Con resultados prometedores de un ensayo clínico para una nueva vacuna contra la tuberculosis, anunciado en la 50.ª Conferencia Mundial de La Unión sobre Salud Pulmonar, y siete nuevos compuestos en la fase uno, es vital que aumenten los esfuerzos de inversión y colaboración si vamos a poder desarrollar nuevos regímenes de tratamiento de la TB y llevar a cabo grandes ensayos de vacunas en varios países para avanzar hacia nuevas herramientas efectivas con las que combatir la enfermedad”.

El informe viene inmediatamente después del lanzamiento de Stop TB Partnership de su nuevo y actualizado Plan global hacia el fin de la TB 2018-2022, un plan de inversión sobre cómo los países pueden transformar la respuesta a la TB. El Plan global establece un marco claro a través del cual los países pueden invertir su parte de financiamiento en I+D de la TB, que es esencial para entregar los nuevos diagnósticos, medicamentos y vacunas necesarios para poner fin a la epidemia de la enfermedad. 

Luego de la publicación del Plan global actualizado, La Unión hizo un llamado a los gobiernos para que cumplan los compromisos asumidos en la declaración política de la ONU de 2018 para terminar con la TB y para implementar el Plan global con la urgencia que exige el desafío de la enfermedad.

Noticias